¡DE LO PEOR! Vecino propone instalar un frigorífico y vender carne de perros sin hogar (video)

¿Maldad, Ignorancia o conveniencia? Esta fue la repudiable propuesta de un vecino como método de regularizar la sobrepoblación canina y de paso, aumentar las ganancias de la provincia.

Un vecino de la ciudad de Río Gallegos en la provincia Argentina de Santa Cruz que odia ver a los perros deambulando por las calles, se presentó ante el Consejo Deliberante para presentar un repudiable e inconsistente proyecto: matar a los perros y vender su carne.

Horacio Barrera, agregó que hasta se podría exportar la carne canina y que también podrían darle uso a la piel. Como si fuera poco, intentó sustentar su repudiable posición, refiriéndose a que en Santa Fe – otra provincia argentina – se presentó una iniciativa similar hace algún tiempo.

Foto TiempoSur

El Concejo Deliberante de Río Gallegos quedó perplejo al escuchar la “idea” de este vecino para solucionar el problema de sobrepoblación canina en la ciudad. Durante la audiencia pública, también propuso instalar frigoríficos para vender carne de perro.

Para rematar su polémica propuesta, indicó que “la carne de perro tiene un valor promedio internacional de 5 dólares el kilo. Entonces vemos un montón de dólares caminando por la calle y mordiendo gente, cuando la podríamos aprovechar comercialmente”.

Ante las reacciones negativas y muestras de repudio, detalló que, en caso de llevar a cabo esta idea, la situación económica de la capital podría mejorar. Ya que, en Casilda, se pensó en un principio producir mil toneladas de carne para uso comercial.

Según Barrera, la información que manejo para su “proyecto” fue obtenida a través de las redes sociales, pero queda claro que no se tomo el trabajo de verificarla (a menos que lo haga intencionalmente), porque desde hace algunos meses a raíz de la coyuntura política existente en Argentina, aparecieron NOTICIAS FALSAS para crear los conocidos psicosociales a favor de algún(a) candidata(o), una de ellas fue la firma de un convenio para instalar un frigorífico de carne canina en Casilda una localidad del sur de la provincia de Santa Fe.

Cabe recordar que la provincia de Santa Cruz y por supuesto su capital Río Gallegos, se encuentran entre los lugares con mayor nivel de violencia social en Argentina, por lo tanto, no es de extrañar que parte de sus habitantes tengan poca o ninguna empatía por los animales sin hogar y Barrera es uno de ellos.

Desde hace algunos años, se sabe que la erradicación de perros y gatos sin hogar se da en diferentes zonas de una forma inhumana, carente de toda ética y profesionalismo a pesar de ser declarada como no eutanásica.

Según BingBangNews Horacio Barrera es martillero público y trabaja como empleado municipal

Esto ocurre a pesar de las innumerables veces que se han planteado ante el municipio y gobernación, inclusive al gobierno central, la necesidad imperiosa de esterilizar masivamente a los animales domésticos, porque además de ser ético representaría inclusive un menor costo que el mismo exterminio; sin embargo, las conveniencias de algunos gremios y políticos lo han hecho imposible de realizar hasta el momento y el problema continua.

A continuación las declaraciones de Horacio Barrera para TiempoSur respecto a su iniciativa y su “investigación” en Facebook.

 

Luego de escuchar a este personaje, seguro que ya sacó sus propias conclusiones, pero igualmente y de forma breve, refutamos con los siguientes argumentos lo que dijo.

 

ADEMÁS DE SER ANTIÉTICO ES COMERCIALMENTE INVIABLE

Además de lo antes mencionado y sin entrar en detalles técnicos, debemos de decir que el proyecto planteado por Horacio Barrera va más allá de la maldad en contra de los animales o la estupidez de una idea porque carece de fundamentos y simplemente es inviable de realizar.

Cuando se habla de utilizar la carne de los perros sin hogar, al parecer el “razonamiento” de Barrera no llegó a tomar en cuenta que el consumo cárnico no sólo se basa en el cumplimiento de las normas básicas de asepsia y de conservación, sino primordialmente en su procedencia. Agregado a esto, cualquier exportación debe cumplir con normativas exhaustivas (protocolos) como que los animales deben ser mantenidos en establecimientos primarios registrados desde su origen y autorizados por el SENASA, y que cumplan con condiciones de producción determinadas y verificadas por el organismo, también trasporte, etc, etc.

Si estamos hablando de perros sin hogar, está claro que su origen – no es cuestión de capturar, vacunar, preparar por un tiempo y listo como dice – sería clandestino y por lo tanto su consumo NUNCA podría estar autorizado ya que podría ocasionar graves enfermedades a las personas como ya ocurre en Yulin, China, donde cada año se reportan las mayores cantidades de personas enfermas con rabia y otras enfermedades derivadas del consumo de carne de perro.  A pesar de ello, debemos de aclarar que es un error afirmar que en todo el país se consume la carne de perro.

Si nos referimos al pelaje de los perros mestizos, tampoco se puede utilizar para elaborar diferentes productos como sí ocurre con la lana de las ovejas por ejemplo y si hablamos del cuero, ocurre lo mismo y aunque sabemos que en China lo utilizan para hacer productos de menor costo y calidad haciéndolo pasar como de otro animal (algo que es ilegal), tampoco representaría un elemento de garantía ni sería necesario para la exportación argentina en el cruel mercado del cuero.

Por todo lo dicho, está claro que no es factible que (lo dicho por Herrera) Argentina pueda exportar carne de perros sin hogar a China o cualquier otro país asiático.  Si no se cumplen las normas y protocolos sanitarios básicos de origen es imposible la exportación para el consumo y menos que pueda existir un TLC  para este fin. A eso sumemosle la repercusión social que en su gran mayoría se opondría a tal posibilidad.

De cualquier modo, el proyecto de Barrera como otras iniciativas/deseos de  alguien más en otras partes del país, dan muestra de la falta de conocimiento y empatía de algunas personas a la hora de buscar soluciones reales para controlar la sobrepoblación de perros y gatos; a menos claro, que se hagan con intenciones políticas. Algo que indudablemente y de la forma que sea, no está bien.

Es cierto que existe un problema de sobrepoblación en la sociedad, pero los animales no son los culpables sino las primeras víctimas y son las mismas personas empezando por sus malas autoridades que hasta la fecha (y repetimos) por conveniencias personales, gremiales y políticas no están actuando como corresponde y utilizando las esterilizaciones masivas y sostenidas para resolver el problema de una vez.

Si respetas la vida animal, comparte esta información con los demás y generemos conciencia con la verdad y no con las mentiras que algunos por conveniencia o estupidez salen a difundir.

NO COMPRES ANIMALES, ADOPTA UN AMIGO SIN HOGAR CON AMOR Y RESPONSABILIDAD, ESTARÁS SALVANDO UNA VIDA Y LLENARÁS LA TUYA CON LA MÁS PURA E INCONDICIONAL AMISTAD. 

Ayuda a transmitir la información y generar conciencia compartiendo en:

Agregue un comentario