[JUSTICIA] : Torturador, Abusador y Asesino en serie de 21 gatos es condenado a 16 años de prisión

Uno de los peores asesinos seriales de animales ha sido condenado a 16 años de prisión por matar a 21 gatos, algunos de los cuales robo de sus hogares.

Robert Roy Farmer fue encarcelado por la serie de asesinatos que tuvieron lugar durante más de un mes en el año 2015 en San José, California.

El psicópata de 26 años de edad se declaró culpable de 21 cargos de crueldad animal y un cargo de delito menor de agresión – después de ser acusado de abusar sexualmente de uno de los animales muertos – y un cargo de estar bajo la influencia.

Como se recuerda en una de nuestras publicaciones anteriores. La saga de los gatos desaparecidos comenzó en septiembre de 2015, cuando los felinos empezaron a desaparecer desde el barrio Cambrian Park en la ciudad.

Los rumores comenzaron a extenderse sobre el avistamiento de un hombre que trataba de meter dos gatos en una mochila y una de un gato que se escapó y fue tratado después descubriendo que no fue una “mordida de un animal, así como el sangrado y lesión en la cabeza”.

Varias semanas, y varios gatos desaparecidas después, las imágenes de vídeo de las cámaras de seguridad de Miriam Petrova mostró a un joven agarrando a su gato GoGo de 17 años de edad, cuyo cuerpo nunca fue encontrado.

El video ayudó a la policía a identificar Farmer, que fue detenido el 8 de octubre de 2015 después de ser encontrado durmiendo en su auto con el cuerpo de un gato atigrado de color naranja no identificado acurrucado en la consola central, junto con trozos de piel, guantes de piel cubiertas de sangre y un cuchillo de caza.

Fue acusado originalmente de tres cargos de crueldad animal, pero esto pronto se elevó después de las pruebas de ADN en piel que se encuentra en el vehículo y que reveló que habían sido 21 víctimas diferentes.

Una de sus víctimas

Cuando Farmer sea finalmente liberado no tendrá que registrarse como un delincuente sexual debido a que un veterinario durante su audiencia de sentencia dijo que no podía determinar de una manera u otra si el animal había sido objeto de abuso sexual.

El informe del laboratorio del crimen encontró alguna evidencia de abuso sexual en el gato atigrado encontrado en el vehículo, incluyendo los genitales dilatados y el ADN del sujeto que fue encontrado debajo de las garras del animal, pero el veterinario dijo que no podía determinar de cualquier manera si fue una agresión sexual debido al estudio limitado de su profesión sobre el tema.

El abogado defensor de Farmer, Wesley Schroeder, argumentó que esto no implica necesariamente un acto sexual, sino que él podría simplemente haber estado tratando de torturar al gato.

Alexandra Ellis argumentó para el castigo estricto. Ella instó al juez a examinar los informes que demostraban que fue diagnosticado con el trastorno antisocial de la personalidad por un médico después de la corte y dijo que había demostrado una “profunda falta de empatía y remordimiento” por sus crímenes y se mantiene con “significativa rabia” hacia su familia.

Se desestimó una carta escrita por Farmer antes de su condena – en la que dijo “se siente como que otro hombre cometió estos crímenes”. Obviamente todo con el fin de manipulación para aminorar su condena.

Ellis también rechazó la explicación del abogado Schroeder sobre la evidencia de abuso, diciendo “no se puede torturar a un gato ya muerto”.

Los familiares y conocidos de Farmer dijeron que a menudo tenían miedo de él y una mujer cuenta cómo había atado las patas de su gato y tirado contra una pared durante su estancia con ella.

Cuando este torturador, abusador y asesino sea liberado, no podrá tener gatos durante 10 años (algo que nos parece insuficiente ya que debió de ser de por vida) y se le ordenará que se mantenga alejado de la zona de Cambrian Park.

 

Ayuda a transmitir la información y generar conciencia compartiendo en: