[CONMOVEDOR] A pesar de la tragedia por el huracán Harvey, ellos no abandonaron a sus animales y los salvaron a toda costa

Perder nuestro hogar, nuestras pertenencias es algo muy doloroso, pero perder un ser que amamos es irreparable y por esa razón, muchos damnificados por el paso del huracán Harvey decidieron salvar a su familia peluda a como dé lugar.

Ha transcurrido una semana desde que el huracán de Categoría 4, llamado Harvey golpeara el estado de Texas (EEUU), provocando devastación y muerte a su paso. Aunque la tormenta perdió fuerza y cambió su trayectoria hacia el norte del país, las fuertes lluvias siguen dándose en la frontera entre Louisiana y Texas y según los servicios meteorológicos, es posible que el tiempo también empeore en zonas de Misisipi, Tennessee y Alabama.

En Houston, el nivel de agua comienza a bajar, pero decenas de miles de personas siguen viviendo en refugios, ya que sus casas están inundadas y sin electricidad, sus vidas, han cambiado totalmente.

HISTORIAS

Joe García es residente de Spring, Texas; durante los últimos días, su comunidad y los alrededores fueron devastados por el huracán Harvey. Él esperó pacientemente que llegara un bote de rescate para salvarlo de su hogar inundado.

NY Times

Mientras caminaba con el agua hasta el pecho, empujó una bañera con sus pocas pertenencias hasta poder llegar a la seguridad del bote de rescate, pero la más importante de todas, fue su perrita Heidi y la cargo hasta que pudo ser rescatada.

Joe llevó a Heidi haciéndole cariño para que no se sienta tan asustada y se aseguró en todo momento de que su cabeza permaneciera sobre el agua de la inundación. El hermoso momento fue capturado por un fotógrafo de The Associated Press.

Win McNamee

El Sr. García no fue la única persona en el sur de Texas que se negó a dejar su familia peluda atrás. Miles de personas han quedado sin hogar, pero muchas de ellas rescataron y tienen a sus seres queridos peludos con ellos porque son tan importantes como cualquier otro miembro de la familia.

Una mujer llamada Belinda Penn no dejaba que sus dos perros, Winston y Baxter, se apartaran de su lado. Ambos perritos, son los dos mejores amigos de Belinda. Ella se despertó una mañana, y había agua llenando todo el primer piso de su casa.

Sin tiempo que perder Belinda y su esposo agarraron a sus dos perrihijos y corrieron al segundo piso para esperar un bote de rescate. Los perritos estaban aterrorizados, pero estaban a salvo.

NY Times

Cuando los botes finalmente llegaron, Belinda, su esposo, y sus dos pequeños fueron llevados a un lugar seguro, con sólo bolsas de basura donde llevaron las pocas pertenencias que pudieron sacar.

“Cada situación es diferente, pero para nosotros no era una opción dejar atrás a nuestras mascotas”, dijo Belinda. “Son mis mejores amigos.”

SEGUIR LEYENDO ESTA HISTORIA 2

Ayuda a transmitir la información y generar conciencia compartiendo en:

Agregue un comentario