Tragedia en el Mediterraneo… si fuéramos más animales como ellos, estas cosas no sucederían

Tragedia-en-el-Mediterraneo...-si-fu%C3%A9ramos-m%C3%A1s-animales-como-ellos%2C-estas-cosas-no-suceder%C3%ADan-5

Siempre hablamos de animales, de todos los animales del mundo sin distinción. Hoy no podemos ser indiferentes al padecimiento de un animal… el animal humano víctima de su propia especie… te contamos los detalles en la nota.
Tal como los animales que son erradicados de sus hábitats por la acción de los humanos, esta realidad no es diferente para los animales humanos desplazados de sus hogares por un sinfín de causas económicas, sociales y de salubridad. ATENCIÓN, LAS IMÁGENES A CONTINUACIÓN SON FUERTES.

Las imágenes de un niño sirio muerto en una playa de Turquía, que hoy dieron la vuelta al mundo, se volvieron un símbolo de la crisis migratoria de animales humanos que ha matado centenas de personas de Oriente Medio y África en su intento de llegar a Europa y así escapar de guerras, persecución y pobreza.
El cuerpo del pequeño cachorro humano, apareció este miércoles 2 de Setiembre en Bodrum, luego de que dos embarcaciones con inmigrantes naufragaron. De esas embarcaciones, por lo menos 9 sirios murieron, pero algunas fuentes hablan de que la cifra se elevaría a 12.
Las dos embarcaciones habían partido de Bodrum e intentaban llegar a la isla griega de Kos.

La foto se ha convertido hoy en uno de los temas más comentados en las redes sociales y muestra la gravedad extrema de la situación, de la forma más gráfica e inhumana posible… un cachorro humano debió morir de esa forma para que las personas miraran hacia aquel lugar y supieran que las cosas no estaban tan bien como pensábamos…o que evitábamos en pensar.
Esta situación parece ser, y esperamos que lo sea, la división de aguas en la política europea para inmigración.
“Si estas imágenes de este pequeño niño sirio muerto ahogado yaciendo en una playa no cambian las actitudes de Europa con relación a los refugiados sirios… ¿que las cambiaría?
La foto es una bofetada a la falta de humanidad, es una muestra del abandono de sociedades enteras a su suerte, de la indiferencia de algunos animales humanos por sobre otros animales humanos…
Esta fotografía no debe salirse de las retinas de las personas, porque debe ser un recordatorio de que, mientras los líderes europeos en general, intentan impedir la entrada de inmigrantes para buscar un futuro en el continente, más y más refugiados están muriendo en su desesperación para escapar de la persecución y alcanzar la seguridad.
Las cosas no están bien para los animales humanos de todo el mundo…
El mundo enfrenta la peor crisis de refugiados desde la Segunda Guerra Mundial, según organizaciones como Amnistía Internacional y la Comisión Europea. Más de 350.000 inmigrantes atravesaron el Mediterráneo desde Enero; más de 2643 personas han muerto en el mar cuando intentaban llegar a Europa (los datos son de la OIM – Organización Internacional para las Migraciones)
Casi 220 mil llegaron a Grecia y casi 115 mil a Italia, más de 2 mil llegaron a España y un centenar a Malta.
El número en el presente año supera con amplitud la cifra de 2014. A estas alturas del año ya vamos en 219 mil emigrantes que han intentado atravesar el mar Mediterráneo.
La mayoría de los inmigrantes que llegan a Grecia lo hacen por mar y son sirios en fuga de la guerra de su país, entre los que llegan a Italia, los más numerosos son los eritreos.
La travesía por el mar mediterráneo es realizada en botes o en embarcaciones superpobladas, sin los mínimos requisitos de seguridad, y quien ofrece estas travesías son los traficantes de personas, que cobran el “servicio” entre 3 y 5 mil dólares por persona, lo que se vuelve en un negocio altamente lucrativo, desde que una única embarcación puede rendir 300 mil a 500 mil dólares cargada a tope.
Este caso, para nosotros animalistas, realmente nos genera un paralelismo con la situaciones de millares de animales expulsados de sus hábitats, directa o indirectamente.
En el caso de nuestros protegidos, ellos se ven expuestos a talas indiscriminadas, caza furtiva, incendios forestales intencionales, falta de alimento, ríos contaminados, ecosistemas destruidos.
Para nosotros, tanto una como otra imagen es inconcebible en una sociedad que se dice civilizada
Los animales humanos, parecen comportarse de una forma igual de indolente a la cual lo hacen con especies “menos” evolucionadas, que con sus propios pares… cuando uno ve este tipo de imágenes se pregunta… si alguien es incapaz de sentir compasión por un igual… que podemos esperar que sienta por un no igual….
También el animal no humano tiene voz, tiene una centena de leyes que protegen su vida, incluida la declaración internacional de los derechos humanos (violada completamente en esta situación de crisis migratoria que vivimos hoy en día).
Los animales, además de no contar con leyes tan fuertes como la declaración de DDHH, cuando son expulsados de su medio ambiente, muchas veces acaban siendo diezmados por motivos de “salud publica”, encerrados en zoológicos, perseguidos y utilizados.
La humanidad está llegando a un punto de indolencia con sus pares, la cual es de difícil retorno desde que no haya un cambio interior, orientado a la humanización del humano.
Podíamos hasta “entender” (aunque nunca aceptar) cuando un animal humano es indolente con un ser “inferior”, hasta por cuestiones educativas y de cultura de cada país, lo que jamás podremos comprender, es que el mismo animal humano, sea indolente y egoísta, con otros animales humanos en necesidad.
Si le diéramos a elegir, tanto a un animal, como a un animal humano, si desea vivir en el lugar que siempre conoció como su hogar, en donde tiene raíces y conocimiento, de hecho, la mayoría respondería que prefiere permanecer en el lugar que lo vio nacer y crecer.

Ni los animales humanos, ni los no humanos emigran por placer. Ambos emigran por cuestiones críticas de supervivencia y deben hacerlo, porque otros animales humanos han creado caos, agotado los recursos, generado conflictos y destruido el medio ambiente y las posibilidades de vida digna y sostenible en los lugares de origen de cada uno.
Que este niño muriera en la costa no es culpa de nadie en particular, pero es culpa de toda nuestra especie; porque ha sido nuestra especie la que se ha desarrollado en todos los sentidos de forma desproporcionada, irrespetando primero los derechos de los animales y ahora por último, los derechos de los ANIMALES HUMANOS.
EL VIDEO CONTIENE IMÁGENES FUERTES QUE PUEDEN HERIR LA SUCEPTIBILIDAD


(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

Algunos, hemos desarrollado la conciencia colectiva que nos hace saber que de este tipo de situaciones se sale entre todos, o no se sale nunca más…y que no solo debemos mirar el bienestar de nuestra especie, sino de todas las especies en su conjunto porque el mundo está aquí PARA TODOS y no solo para algunos privilegiados.
Otros, los que aún duermen, estarán buscando un nombre para responsabilizarlo de esta barbarie que hoy nos toca presenciar.
Ni una, ni otra postura le devolverá la vida a esta inocente criatura que hoy, es una estrella más en el cielo, pero… entender el problema y ser conscientes, es el primer paso para que no existan más animales humanos y no humanos que tengan que padecer este tipo de infiernos.
Si desea conocer ejemplares y conmovedoras historias de animales (NO HUMANOS Y HUMANOS) puede ingresar dando clic aquí

Image and video hosting by TinyPic
Ingresa tu email y recibe gratis nuestras publicaciones:

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

ARTÍCULOS RECOMENDADOS:

Loading...
Image and video hosting by TinyPic

Déjanos saber tu opinión

Agregue un comentario