[NICOLAS] La triste historia de un mono al que hicieron alcohólico por diversión

La-triste-historia-de-un-mono-que-por-diversi%C3%B3n-convirtieron-en-alcoh%C3%B3lico-5
Las modas son peligrosas, sobre todo para los animales y éstos son siempre los que acaban pagando el alto precio. No dejes de leer éste artículo

((__lxGc__=window.__lxGc__||{‘s’:{},’b’:0})[‘s’][‘_202422’]=__lxGc__[‘s’][‘_202422’]||{‘b’:{}})[‘b’][‘_593382’]={‘i’:__lxGc__.b++};

Cerca de 15,000 primates son mantenidos como animales de compañía solamente en Estados Unidos y decenas de miles en el resto del mundo sufren la misma situación. A pesar que a muchas personas les resulte difícil imaginar por que alguien desearía limitar un animal salvaje a una vida en cautiverio y mucho menos imaginar como puede alguien que no sabe de vida salvaje, cuidarlo adecuadamente, ésto sucede cada vez con más frecuencia de lo que puedes imaginar.

De todas las historias que hemos oído de primates mantenidos como animales de compañía exóticos y abusados, una reciente historia que aún está en curso, ha llamado la atención para la forma cruel en que muchos cuidadores abusan de su mono de compañía.

LA HISTORIA DE NICOLÁS
Nicolas es un mono capuchino que estaba siendo mantenido en cautiverio en una tienda en Santiago de Chile. Cuando el era joven, sus propietarios removieron sus colmillos de modo que no pudiese ser una amenaza para ellos, una práctica relativamente común y extremadamente dolorosa.
Poco tiempo después, los propietarios comenzaron a darle cigarrillos a Nicolás como una forma de entretenimiento y finalmente comenzaron a darle bebidas alcohólicas.
Ellos se divertían viendo sus reacciones cuando bebía. El se volvió más agresivo y los hacía reír” explicó el veterinario Nicole Rivera.
Tanto es que él, literalmente se volvió dependiende de éstas substancias. Nicolás comenzó a mostrar agresividad cuando bebía alcohol, pero a pesar de eso sus propietarios lo encontraban gracioso inclusive así, en gran parte porque el animal no representaba una amenaza para su seguridad… ya le habían arrancado los colmillos.
Luego de años de abuso, Nicolás fue rescatado por las autoridades y transportado para el Centro de Rehabilitación de Primates en Peñaflor. Allí, junto a otros 150 animales traficados ilegalmente, el continúa en tratamiento.
El alcohol, cigarrillos y drogas son las cosas más comunes (que los propietarios abusivos) dan a los monos porque creen que ésto es un juego” dice Rivera.
Infelizmente, lo que éstas personas crueles no ven que su “juego” tiene un precio horrible e incapacitante para los animales. A pesar que Nicolás ya está camino a su recuperación, hay muchos, muchos otros como el, que pueden jamás ser rescatados de éstas vida, ni recibir la ayuda que tanto necesitan.
Las personas que compran primates para convertirlos en animales de compañía, pueden inclusive hacerlo creyendo que éstos animales son tan bonitos e inteligentes, que los desean como compañeros, pero la realidad de ellos no es solamente de un bello animalito que hace monerías, es mucho más complejo que ésto.

((__lxGc__=window.__lxGc__||{‘s’:{},’b’:0})[‘s’][‘_202422’]=__lxGc__[‘s’][‘_202422’]||{‘b’:{}})[‘b’][‘_593381’]={‘i’:__lxGc__.b++};

PORQUÉ UN PRIMATE NO ES UN ANIMAL DE COMPAÑÍA
Empeorando los horrores del comercio de primates como mascotas, el cómo ellos son obtenidos desde la naturaleza no varía de un caso al otro. La mayoría de ellos son obtenidos a través del comercio de especies salvajes retirados de sus hábitats aún bebés matando sus madres durante la caza. Ésta experiencia es realmente traumática para una especie que es dependiente de su madre, tal como un bebé humano lo es y que generalmente vive en grupos familiares muy unidos.
A partir de allí, ellos son forzados a vivir en pequeños recintos no naturales, privados de su capacidad de realizar sus comportamientos naturales. Consecuentemente ellos pueden volverse agresivos por estrés y actuar de formas peligrosas con ellos mismos o con sus propietarios.
Los primates en cautiverio, como muchas especies, también sufren de comportamientos estereotipados (zoocosis). Estos comportamientos son repetitivos y no sirven para ningún propósito o función obvia, pero puede ser perjudicial para el animal. Los primates también son propensos a la agresión en cautiverio, como resultado de su falta de enriquecimiento social y capacidad de exhibir y proseguir con una amplia gama de comportamientos naturales.
Los esfuerzos para obtener una apariencia de control, muchas veces acaban con sus propietarios administrándole somníferos o abusando físicamente de sus animales para obtener dominio o claudicación del animal. A medida que los animales crecen, los propietarios inevitablemente comienzan a perder el control conforme los animales se vuelven más fuertes, más destructivos y exigen más atención.
A pesar de que todos los motivos para no tener primates y otros animales salvajes como animales de compañía, las personas continúan comprándolos y alimentando en éste proceso, el comercio ilegal de animales silvestres. Lo que muchos no se dan cuenta es que éstos animales son mucho más que pertenencias, son individuos que sufren.
Este hecho es extremadamente evidente, pero si tan evidente fuera, no habríamos tenido que saber de la noticia vinculada a Nicolás, el primate alcohólico en Chile que casi pierde su vida por esta razón.

COMO SE PUEDE AYUDARA QUE ESTO ACABE
No comprando animales salvajes para tenerlos como compañía claro está y denunciando cualquier animal salvaje que veas que una persona tiene como “mascota”. Por más que la situación de Nicolás sea ciertamente sorprendente para la mayoría, también no es fuera de lo común. Esto es, sacar provecho de primates u otros animales salvajes y proveerles algo peligroso como forma de entretenimiento, no es para nada poco común.


(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

El comercio ilegal de animales silvestres continúa prosperando y, discreto como siempre, avanza en su daño. Pero gracias a un número de organizaciones sin fines de lucro que trabajan en las comunidades locales y estaciones de control de fronteras en todos los países, estamos viendo un aumento en el número de traficantes siendo arrestados, quitándoles de las manos y devolviendo a la naturaleza, animales que no entran en éste círculo vicioso.

De todas formas, no todos los animales rescatados de éstos sujetos son candidatos a volver a la naturaleza. Hay muchos casos de animales sin una mínima posibilidad de autonomía en el medio salvaje y son esos los que permanecen en las organizaciones hasta tanto se puedan valer por si mismos, si es que logran hacerlo y solo allí volver a “casa”.
NO AL TRÁFICO DE ANIMALES  SALVAJES, NO A LA FALTA DE RESPETO A LA NATURALEZA, BASTA DE UTILIZAR LOS ANIMALES COMO “COSAS” PARA ENTRETENERNOS. ELLOS SON SERES VIVOS Y MERECEN NUESTRO RESPETO.


Si desea conocer más sobre las
manifestaciones en contra del maltrato hacia los animales, así como
movilizaciones por sus derechos puede dar clic
 aquí

Ayúdanos con tu difusión y apoyo. Únete a nuestra comunidad animalista:

(function(d, s, id) {
var js, fjs = d.getElementsByTagName(s)[0];
if (d.getElementById(id)) return;
js = d.createElement(s); js.id = id;
js.src = “//connect.facebook.net/es_LA/sdk.js#xfbml=1&version=v2.5&appId=762141077247980”;
fjs.parentNode.insertBefore(js, fjs);
}(document, ‘script’, ‘facebook-jssdk’));

Image and video hosting by TinyPic

Loading...
Ingresa tu email y recibe gratis nuestras publicaciones:

Déjanos saber tu opinión

Agregue un comentario