Murió “Sarita” la perrita héroe que fue rociada con ácido por defender a su dueño

Murio-sarita-la-perrita-heroe-que-fue-rociada-con-acido-por-defender-su-dueno-01
“Sarita la princesita” la perrita héroe de Bogotá en Colombia que luchó por sobrevivir luego de ser rociada con ácido por defender a su dueño, después de semanas de lucha ha muerto. 

El pasado 5 de febrero, en el barrio de las Cruces de Bogotá, Colombia, un despreciable sujeto, del modo más artero y cobarde vertió ácido sobre Sarita, la perra mestiza que salió en defensa de su dueño, cuando este era atacado.
Lamentablemente el preció de su amor incondicional hizo que Sarita sufriera quemaduras en varias partes de su cuerpo, por ello tuvo que perder su cola y debido al dolor lamió sus heridas luego del ataque que sufrió. 
Durante semanas, Sarita había luchado por sobrevivir con la ayuda de buenas personas que se conmovieron por su situación. Ella había presentado un cuadro agudo de deshidratación. 
Debido a sus heridas, la organización animalista “Domi Mascotas” llevó a la perrita para atención veterinaria, ellos pidieron la ayuda de personas solidarias para poder financiar su atención y cuidados.


(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

El pasado miércoles Sarita fue operada pero posteriormente su cuerpo no resistió y murió. A través de un conmovedor mensaje en su pagina en Facebook dieron la triste noticia. 

“Hoy con luto en el corazón y lágrimas en los ojos te despedimos Sarita. Tu corazoncito no aguantó, tal vez se cansó de tanta indiferencia; de tanto maltrato; de vivir media vida aguantando hambre, frío. Se cansó de luchar, de sufrir porque alguien sin escrúpulos te lastimó”

“Gracias Sarita por enseñarnos que vale la pena luchar por ustedes, valen mucho más que cualquier humano capaz de lastimarlos. Te amamos y te amaremos por siempre”, añadió la fundación en su publicación de Facebook.

Lamentablemente el crimen de Sarita quedará impune como tantos otros. Del malnacido que la atacó no se supo más. 

Para que crímenes como estos no queden en la impunidad, todo aquel que sea testigo de un acto de crueldad en contra de otro ser, está en la obligación de denunciarlo, no hacerlo significa complicidad y la posibilidad de que otro ser padezca el mismo injusto final.

Si desea conocer más historias conmovedoras como la “Sarita”  puede ingresar dando clic aquí
Ingresa tu email y recibe gratis nuestras publicaciones:

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

Loading...

ARTÍCULOS RECOMENDADOS:
Image and video hosting by TinyPic

Déjanos saber tu opinión

Agregue un comentario