Milagro: Perra sobrevive tras caer más de 30 metros de un acantilado al mar

milagro-perra-sobrevive-tras-caer-mas-de-30-metros-de-un-acantilado-al-mar-04

Una inquieta labrador tuvo prácticamente un milagro al sobrevivir a una caída de más de 30 metros (100 pies) después de que ella se desplomó de un acantilado y cayó en el mar.

Reino Unido.- La afortunada perrita llamada Pippa era llevada a dar un paseo cerca de Swanage, Dorset, cuando de repente se emocionó al ver el mar a lo lejos.
Ella salió corriendo alejándose de sus dueños Daniel y Katy Pordage, corrió casi 500 metros hacia el borde del precipicio sin darse cuenta del peligro que correría.
Pippa se resbalo y cayo más de 30 metros por el acantilado aterrizando en una zona de agua entre dos rocas, milagrosamente solo sufrió una lesión en su pata delantera.
Dos escaladores a rappel descendieron por el acantilado en Anvil Point y sacaron a la perrita fuera del agua cuidándola hasta que venga un equipo con los botes salvavidas.
Pippa fue llevada a bordo y la transportaron a la estación de salvamento donde se reunió con sus propietarios aliviados.
Katy Pordage, es una enfermera veterinaria de 27 años, cuando miró a Pilla de 3 años de edad, pensó que se había roto la pata delantera derecha, pero un examen más detenido reveló sólo tuvo un tendón dañado.
Ella y su marido Daniel, un diseñador web de 32 años de edad, de Hythe, cerca de Southampton, estaban disfrutando de un descanso en la Isla de Purbeck con sus perros, Pippa y Marley.
Daniel dijo: “Nos quedamos bastante un camino de regreso desde los acantilados, había dos campos y un camino entre nosotros. Pippa acabo de ver el azul del mar y decidió querer ir a ver el agua y se precipitó directamente hacia él.” dijo a Dailymail.
“Yo la perseguí y la llamé para que vuelva. Llegué al borde del acantilado y no podía verla por ninguna parte.”
“Pensé que no podía haber sido tan tonta como para ir por el borde, pero ella era así. entonces oí ladrar a un perro desde abajo “.
Un equipo de guardacostas y la tripulación del bote salvavidas desde Swanage llegaron al lugar y encontraron a los rescatistas, Pippa se sentó en las rocas con los dos escaladores que la salvaron.
Daniel Pordage dijo: “Ella era muy afortunada porque ella cayó al agua entre dos zonas de rocas.”
“Pippa no suele despegarse de nosotros cuando ella va caminando, así que fue un shock cuando ella se echó a correr.”
Un portavoz del bote salvavidas de Swanage, dijo: “Por suerte, Pippa se cayó en el único espacio de agua en la playa. El bote salvavidas encontró a la perrita sentada en una roca con dos escaladores que se encontraban en la zona.”
El bote salvavidas luego regresó a Swanage donde Pippa se reunió con sus propietarios que estaban muy agradecidos. “Nos gustaría recordar a los propietarios de perros que por favor, tenga cuidado al caminar con sus perros a lo largo del camino de la costa,” dijo.



Image and video hosting by TinyPic

Loading...

Déjanos saber tu opinión

Agregue un comentario