La conmovedora historia de “Faisca”, el perro sin hogar que estuvo de Luto por la muerte de su mejor amigo humano

la-conmovedora-historia-de-faisca-un-el-perro-sin-hogar-que-estuvo-de-luto-por-la-muerte-de-su-mejor-amigo-humano-051

Una historia realmente conmovedora que nos da el mejor ejemplo de amistad, amor y compañerismo incondicional que un perro como Faisca puede sentir por su mejor amigo humano.

El último día 29 de Abril, los vecinos de Bella Vista (Brasil) presenciaron una escena muy conmovedora. El perrito sin hogar Faisca, conocido como “Negao”, se rehusó a ser separado de su dueño, el Sr. Mauro Queiroz, un hombre de 65 años sin techo, quien murió durante la madrugada a causa de un ataque cardíaco. 
Con un semblante triste, Faisca se quedo al lado de su amigo sin dudarlo. Su mejor amigo, con quien vivió buena parte de sus 11 años de vida, inclusive cuando el cuerpo ya estaba totalmente cubierto por una manta térmica de aluminio.

Cuando la camioneta del Instituto Medico Legal (organismo que en Brasil se encarga de la parte jurídica Forense) llegó para llevarse al hombre, el triste Faisca apenas observó el vehículo irse lejos, con un semblante de dolor que podría conmover el corazón al ser humano más indiferente.

Foto: Fernando Moraes
Danielle Brunetti, una mujer dedicada a La gestión de recursos humanos, ayudaba a Faisca y a su amigo humano desde el 2007. Ellos residían en un predio en frente al viaducto, ella sin dudarlo concurrió al auxilio de Faisca cuando supo de la situación y lo llevó a su departamento. 
En ese momento el apoyo de Danielle no le sirvió mucho a Faisca… el animalito ladró, se debatió buscando irse de la casa de su amiga, rasco incansablemente la puerta. Acabó escapándose y volviendo al mismo lugar en donde acostumbraba estar con su amigo Mauro… Faisca aulló durante dos noches enteras por el dolor de la pérdida de su mejor amigo.
Foto: Fernando Moraes
Faisca ahora está al cuidado de un amigo del Sr. Mauro, que también es un hombre sin hogar. El nombre del elegido por Faisca para ser su nuevo amigo es Mizael de Oliveira, de 55 años. Mizael ha dicho “me quedo con el toda la vida si él me necesita”, mientras duerme en una colchoneta debajo del mismo viaducto donde ahora duermen abrazados, tal como Faisca dormía con su extinto amigo Mauro.
Faisca es mimado por diversos vecinos de la región. Recibe comida, juguetes, cariño… Inclusive ya fue dirigido al veterinario para recibir tratamiento con Flores de Bach y vitaminas. “Existía una interesada en adoptarlo, pero desapareció”, dice su amiga Danielle, que fijó un cartel en la pared del viaducto pidiendo que quien pasase por allí ayudase de alguna forma.
Foto: Fernando Moraes
Antes, Faisca era el fiel escudero de Mauro. Iba a todas partes con él. El Sr. Mauro lo adoptó cuando vio como un grupo de personas intentaba arrancarle uno de los dedos del pobre Faisca con un alicate. Mauro lo salvó, pero Faisca quedó con su patita dañada.
Foto: Fernando Moraes

Ahora, da unas vueltas por las calles de los alrededores con problemas en las articulaciones por su avanzada edad y sigue a su nuevo amigo, el Sr. Mizael, pero siempre sintiendo nostalgia de su antiguo compañero con quien compartió tantos años y tantas noches frías en la dura calle.

Estas historias seguro que a muchos le recuerda a Hachiko, el perro que esperaba en la estación de tren a su dueño volver del trabajo, inclusive luego de la muerte de su amigo humano, Hachiko jamás dejó de esperarlo, inclusive hasta el día de su propia muerte…

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

El amor incondicional de este fiel amigo nos recuerda una historia publicada hace poco en Seamos Más Animales Como Ellos, donde un perro fiel asiste todos los días al cementerio para ver la tumba de su amado dueño en la provincia de argentina de Córdoba y también otras historias como la de Capitán, en Villa Carlos Paz, quien también va a visitar la tumba e su dueño muerto y Alicio, en Monte Cristo quien sigue esperando a su querido dueño quien falleció luego de llegar con él a un dispensario local de urgencia.

En la ciudad de Rosario, hubo un caso similar con Collie el fiel perro que murió el año pasado luego de vivir al lado de la tumba de su amo durante 9 años.
No por nada los perros son conocidos por su fidelidad incondicional, ¿verdad?
Si desea conocer más historias conmovedoras como la del fiel Faisca puede ingresar dando clic aquí
Ingresa tu email y recibe gratis nuestras publicaciones:

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

Loading...

Image and video hosting by TinyPic

Déjanos saber tu opinión

Agregue un comentario