[HORROR] Perros hambrientos entran a un cementerio para comer cadáveres

Perros-hambreados-entran-a-un-cementerio-para-comen-cad%C3%A1veres-A

Realmente inaudito a que punto de negligencia de una sociedad para abandonar sus animales e inclusive a sus muertos para que éstas cosas sucedan. Conoce la noticia aquí

Féretros destruidos, elementos de bronce tirados en el suelo, vidrios rotos y ataúdes en estado deplorable son algunas de las imágenes que impactan a quienes visitan el cementerio, acosado por el vandalismo, el robo y ahora, animales en estado de hambre que buscan allí algo que comer para no morir… realmente éste cementerio es el cementerio del horror que supera cualquier película de terror que puedas imaginar.

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

ALERTA DE CONTENIDO, LAS IMÁGENES HAN SIDO EDITADAS, PERO PUEDEN HERIR LA SENSIBILIDAD

El Cementerio de La Piedad en Santiago del Estero, es todo menos un “lugar de descanso” para los que ya no están y realmente por la negligencia de las autoridades en el cuidado del lugar y seguridad, lo que está pasando actualmente es también fruto de otra negligencia que Argentina (y la mayoría de países del cono sur) arrastran sin una solución ética, el abandono de animales y su desesperada situación que los empuja a comer lo que sea con tal de sobrevivir.

El abandono se apoderó de cada uno de los espacios de la necrópolis y los visitantes salen aterrorizados al ver cómo los perros se comen cadáveres y en algunos casos, el shock de ver a un familiar propio fallecido, pasando por ésta situación absolutamente fuera de cualquier descripción racional posible.

Los féretros destruidos, los elementos de bronce tirados en el suelo, vidrios rotos, puertas abiertas de los monumentos y ataúdes en estado deplorable son las imágenes que se ven a diario en ese lugar, según denunciaron los vecinos.
Gustavo Juárez, vecino del lugar comentó que “Unos parientes de Córdoba vinieron a Santiago y quisieron ir al cementerio a visitar a nuestros difuntos. Hacía mucho que no íbamos y el domingo cuando llegamos quedamos anonadados con lo que vimos. Los cajones estaban por el suelo, había partes de otros féretros regados por el cementerio, sobre todo al fondo. La verdad que fue una situación desagradable que nos tocó vivir

Además, describió cómo un perro se comía partes de un cadáver y dijo que en una de sus visitas se encontró con un féretro de un bebe. “Es un asco todo lo que vimos“, aseguró indignado. “Eso es algo inaudito, asqueroso. No quisimos acercarnos mucho porque teníamos miedo de lo que podíamos encontrarnos, sólo sacamos la foto para hacer la denuncia“, expresó

El deber de una municipalidad al respecto de sus necrópolis es la de mantenerlas en buenas condiciones, resguardando el lugar, protegiendo de cierta forma, los familiares que allí sepultamos para que tengan un descanso en paz y no sufran éste tipo de situaciones terribles e inexplicables, que simulan una ausencia absoluta de control e interés por cumplir el trabajo por el cual cobran del erario público.

Pero no menos nos preocupa la situación de los animales, empujados a comer carne en estado de putrefacción de humanos fallecidos por diversas condiciones, muchas de las cuales pueden haber sido infecciones o enfermedades contagiosas que además de ser letales para los animales y en el peor de los casos, desatar focos que pueden afectar a otros animales y a los humanos.

La terrible situación de las instalaciones queda evidente en el siguiente vídeo:


(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});
Los cementerios lamentablemente son víctimas de muchos actos de vandalismo donde delincuentes entran y profanan las tumbas, rompiendo féretros buscando robar artículos de bronce e inclusive joyas con las cuales las personas son inhumadas, pero además, son utilizados para rituales de magia negra donde allí se les da muerte a animales como gallinas, cabras, etc. de formas atroces, pero a sabiendas de ésto que no sucede exclusivamente en ese cementerio sino en muchos) se supone que una necrópolis administrada por una municipalidad comprometida con los contribuyentes pero con las personas sobre todo, debería tener cierto cuidado por el trabajo que realiza, sobre todo con un asunto tan delicado y doloroso.

Una necrópolis no es un depósito de cuerpos, es el lugar donde dejamos nuestros familiares fallecidos, personas con una historia y con familias detrás, confiados que quien cobra por ello cuidará por la dignidad del fallecido… pero no parece ser lo que sucede en Santiago del Estero, donde la necrópolis parece estar administrada por personas realmente incapaces y con nula empatía o razonamiento sobre lo que está bien y lo que no.

Preocupante es además, que la Municipalidad de Santiago del Estero tampoco esté haciendo, a vistas claras de la situación de hambre extrema de éstos animales, políticas de control ético (SIN SALIR A MATAR) de fauna urbana para evitar que un animal doméstico esté padeciendo hambre ABANDONADO y tenga que asimilarse a ingerir un cadáver humano para sobrevivir.
Manifestemos nuestro rechazo a toda ésta negligencia, pidiendo que la municipalidad de Santiago del Estero investigue la situación, remueva a los actuales responsables de la necrópolis de sus cargos por clara omisión a sus deberes como funcionarios y coloque personas idóneas que respeten no solo los humanos fallecidos que las familias les confían, sino que respeten y protejan la vida animal.
Envía tu mensaje al Intendente Hugo Infante
AQUI

Si desea
conocer más noticias de animales,  puede dar clic
 aquí

¿Quieres hacer más por los animales? Únete a nuestra comunidad animalista:

(function(d, s, id) {
var js, fjs = d.getElementsByTagName(s)[0];
if (d.getElementById(id)) return;
js = d.createElement(s); js.id = id;
js.src = “//connect.facebook.net/es_LA/sdk.js#xfbml=1&version=v2.5&appId=762141077247980”;
fjs.parentNode.insertBefore(js, fjs);
}(document, ‘script’, ‘facebook-jssdk’));

Image and video hosting by TinyPic

Ingresa tu email y recibe gratis nuestras publicaciones:

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

Loading...

Déjanos saber tu opinión

Agregue un comentario