Delfín de Irrawaddy, un mamífero marino al borde de la extinción

delfin-Irrawaddy

   Según WWF, en la actualidad solo quedan 85 ejemplares de esta especie que vive en el río Mekong

Ginebra.- El delfín de Irrawaddy corre un “alto riesgo de extinción”, ya que tan solo quedan 85 ejemplares de esta especie que habita en las aguas del río Mekong (Camboya), según el último informe de la organización World Wildlife Fund (WWF).

La población de este animal, conocido como “orcaella brevirostris” por su nombre científico, habita a lo largo de unos 190 kilómetros del río, entre la provincia camboyana de Kratie y las cataratas de Khone, casi en la frontera con Laos.

En esta investigación se han utilizado registros fotográficos del río, para identificar individualmente a cada uno de los ejemplares, fácilmente reconocibles por sus particulares aletas dorsales.

Gracias a este sistema, se han sumado algunos ejemplares a esta población que anteriormente no habían sido identificados, por lo que se ha pasado de los 76 del 2009 a los 85.

“Aunque la población de estos delfines es ligeramente más alta que en estimaciones anteriores, nos hemos dado cuenta de que no ha crecido en los últimos años”, precisó el director del programa de agua dulce de WWF, Li Lifeng.

Según Li, el problema es que hay pocos ejemplares jóvenes que sobrevivan hasta la edad adulta, mientras que los delfines más viejos mueren sin ser reemplazados.

En WWF recuerdan que el delfín de Irrawaddy está incluido en la lista roja de especies en peligro de extinción de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza desde el 2004.

“A pesar de estar protegidos al más alto nivel por las leyes de pesca de Laos y Camboya, los delfines el río Mekong siguen amenazados por la presencia de redes donde pueden llegar a enredarse y morir atrapados”, subrayó el responsable de WWF.

Li insistió en que esta “diminuta población” está en grave peligro por culpa de las redes y de la alta mortalidad de ejemplares jóvenes, cuyas causas no están todavía claras.

La investigación de WWF también indica que queda una pequeña población de estos delfines de tan solo ocho individuos al otro lado de la frontera, ya en Laos, la única zona en todo ese país en la que quedan delfines.

Por eso, Li afirmó que el principal desafío es coordinar medidas de conservación con los gobiernos de Laos y Camboya, las administraciones de pesca y las comunidades locales para evitar la desaparición de esta icónica especie de delfines.

WWF ha solicitado ya al gobierno de Camboya que establezca un marco legislativo claro para proteger a los delfines, que debería incluir la designación de áreas específicas de conservación para estos animales y la prohibición o limitación del uso de redes en el río.

Fuente. EFe.

Loading...

Déjanos saber tu opinión

Agregue un comentario